Matar a la orden del día

El sábado 7 personas murieron y otras 11 resultaron heridas por un loco homicida en el centro de Tokio, en Japón. Otra notizia macabra más que se suma a otras muchas que, desgraciadamente, se van sucediendo cada vez más a menudo.
La primera matanza sonada, y digo lo de sonada porque antes habría otras muchas menos mediáticamente conocidas, se dio en, cómo no, Estados Unidos, ese país donde todo lo malo es posible, en un instituto de Columbine. Aquél día Eric Klebod y Dylan Harris mataron a 11 personas (10 alumnos y un profesor) el 20 de abril de 1999 y dieron luz verde a todos los locos yankies para campar a sus anchas con armas por las calles: el ataque en la Escuela Secundaria Red Lake en Red Lake Minnesota en el 2005, que dejó un saldo de 10 muertos y 15 heridos; la universidad de Virginia con la friolera cifra de 32 muertos en un tiroteo escalofriante; e incluso la pacífica comunidad de los Amish no se libró del derramamiento de la sangre de 5 niñas a manos de Charles Carl Roberts IV.
Finlandia sufrió en carnes estas masacres, en Tuusula, donde Pekka Eric Auvinenha asesinó a 7 de sus compañeros.
Ahora Japón entra en la lista negra.

Sólo con estas historias ya van más de 70 muertos, pero muchas más han pasado desde la primera masacre registrada, fue en 1764, cuando cuatro miembros de la tribu de los indios Lenape ingresaron al único salón de una escuela rural en el Condado de Franklin, Pennsylvania, asesinando al maestro y a 10 estudiantes de educación elemental, a todos los cuales descabellaron.
Por supuesto el mayor número de masacres se ha registrado en los últimos años.

Y lo que se puede avecinar…

Anuncios

~ por inzivilizado en junio 8, 2008.

Una respuesta to “Matar a la orden del día”

  1. Es una auténtica mierda esta situación, y lo peor es que en algunos casos es posible que la culpa la tenga la sociedad que rodea al asesino, que lo rechaza, lo evade, lo ridiculiza, le hace bulling y el crea su mundo interior donde ya no diferencia el bien del mal y se tiene que vengar de todos. En fin, esperemos que no pasen más estas cosas en ningún país ni ciudad del mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: